Conoce el panorama del delito de trata en México, por regiones

81
Foto teleam.com.ar

El delito de trata de personas en México no ha sido inhibido por la pandemia de Covid-19, como otras actividades, en México.

El informe realizado por Hispanics In Philanthropy (HIP), organizaciones sociales e investigadores, titulado “Trata de personas en México, segunda mirada desde organizaciones de la sociedad civil”, revela que este delito creció en el país.

Dio a conocer también que en todas las regiones de México hubo reclutamiento de personas, mexicanas y migrantes que buscan cruzar a Estados Unidos, así como también de integrantes de la comunidad LGBT+ y otros grupos poblacionales.

El estudio determinó por regiones los sitios donde se comete este delito y quiénes son las personas que se encuentran en mayor vulnerabilidad.

En el Norte, se detectó que hay trata en seis entidades: Sonora, Durango, Baja California, Coahuila, Nuevo León y Chihuahua; donde los grupos de más riesgo son las migrantes, población indígena, integrantes de la comunidad LGBT+, niños, adolescentes, adultos y personas con discapacidad.

El centro del país está clasificado en este estudio por entidades como la Ciudad de México, Puebla, Tlaxcala, Morelos, Estado de México, Michoacán e Hidalgo; en todos estos sitios detectaron la presencia de redes de trata.

En el caso particular de Tlaxcala se encontró que el delito es origen de núcleos familiares de tratantes principalmente para fines sexuales, además de que Hidalgo es zona de enganche, tránsito y destino.

En este caso, las población con mayor vulnerabilidad son los jóvenes entre 16 y 22 años, aunque también niñas menores de 10, indígenas y adolescentes, estudiantes de telesecundaria y bachillerato, además de las adolescentes embarazadas o con hijos.

El riesgo agregado a este delito es el tráfico de órganos, en particular para jóvenes de entre 16 y 19 años, migrantes, niños, adolescentes, profesionistas de entre 20 y 35 años, población LGBT+, personas que no hablan español y mujeres que viajan con sus hijos pequeños.

En el bajío el incremento de la violencia y la trata se identificó en Querétaro, Guanajuato, San Luis Potosí, Jalisco, Zacatecas, Aguascalientes, Colima y Nayarit, se identificó la trata de personas en todos ellos, salvo Colima.

Las prácticas focalizadas en esta región del país es la prostitución y el trabajo forzado, actividades ilegales para el crimen organizado, extracción de órganos y mendicidad forzada.

En la región del sur, conformada por Campeche, Chiapas, Tabasco, Veracruz, Yucatán, Quintana Roo, Oaxaca y Guerrero, se notó la presencia de dicho delito, a excepción de Campeche.

El estudio detalla que las prácticas más constantes son la explotación sexual, laboral, trabajo, servidumbre, prostitución y mendicidad forzada, delincuencia organizada, actividades ilícitas para crimen organizado, trabajo forzoso de niños y adolescentes.

Para combatir estas prácticas, quienes desarrollaron el estudio señalan que pudo incrementar de 18 a 25 entidades desde 2017 a 2021 en 126 municipios mexicanos, por la crisis económica propiciada por la pandemia de Covid-19, por la presencia del crimen organizado y por las políticas migratorias.

Fuente publimetro.com.mx