Frenan, en Texas, ejecución de la mexicana Melissa Lucio

30
Foto: The innocence project

La aplicación de una inyección letal para la mexicana Melissa Lucio estaba muy próxima. Sería el miércoles 27 de abril. La mujer ha sido acusada de matar a su pequeña hija Mariah en 2007. La buena noticia es que la Corte de Apelaciones del estado de Texas frenó la ejecución.

La mujer de 52 años de edad movilizó no solo a su familia y a un equipo legal, también hubo agrupaciones civiles que la apoyaron por condenar injusta la sentencia que la ha tenido por años en el corredor de la muerte.

Este lunes 25 de abril, La corte ordenó a la Cámara Baja del Congreso texano que “examinen la posible inocencia” de Melissa Lucio ante las múltiples dudas despertadas por su condena en 2007 y el hecho de que varios de los miembros del jurado que la condenó se retractaran públicamente de su veredicto.

Y es que casi la mitad de los jurados que la condenaron a muerte pidieron que se suspendiera la ejecución y se le haga un nuevo juicio.

Los abogados de Melissa aseguran que hay nuevas pruebas que señalan que las lesiones de la hija que murió a los dos años de edad y tenía una discapacidad, fueron causadas por la caída de una escalera cuando la familia preparaba una mudanza.

La causa de Lucio tiene el apoyo de celebridades como Kim Kardashian, una personalidad televisiva que promueve una reforma al sistema judicial, y Amanda Knox, una estadounidense que fue condenada por un asesinato en Italia y luego exonerada.

Los abogados de la mexicana señalan también que la forzaron a confesar mediante un prolongado interrogatorio y de un historial de abusos sexuales, físicos y psicológicos de que fue víctima Lucio. Aseguran que no le permitieron presentar pruebas que ponían en duda la validez de su confesión.

“Sabía que las acusaciones que me hacían no eran ciertas. Mis hijos siempre fueron mi mundo y, si bien mis decisiones en la vida no fueron buenas, jamás lastimaría a ninguno de mis hijos de esa manera”, dijo Lucio en una carta a legisladores texanos.

Actualmente, Melissa Lucio tiene 14 hijos; cuando murió Mariah, tenía 12, en febrero de 2007.

Después de la caída de Mariah por la escalera la niña presentaba presentado cansancio y falta de apetito; fue llevada por paramédicos a un hospital, donde fue declarada muerta y así comenzó el calvario de la mujer que ve una luz de esperanza con la suspensión de su ejecución.

Fuente elfinanciero.com.mx