Inicio » ¿Cómo andamos en nearshoring en el país?

¿Cómo andamos en nearshoring en el país?

por Editorial Sergio Valle News
33 vistas

El término nearshoring se refiere a la relocalización de negocios o de la producción mundial, muy en boga en esta época convulsa que vivimos. Se hace por varias razones que conviene enumerar.

Al respecto, destaco un reporte reciente del Banco de México -Banxico- que enumera entre otras la crisis de Covid, los eventos de la guerra de Ucrania-Rusia, así como las complejas tensiones entre China y los Estados Unidos.

Dichas razones obviamente nos han caído como anillo al dedo sobre todo desde el año pasado y donde la región norte ha sido la joya de la corona en el renglón de las manufacturas tanto en producción como nueva inversión extranjera directa.

Nada mal, dirán algunos, dada la cercanía con Estados Unidos y Canadá y las reglas de origen del T-MEC que han jugado a nuestro favor y que -ni dudarlo- debemos ampliar y aprovechar mejor.

La región norte y centro norte han sido las más beneficiadas de acuerdo al presente reporte ya que juntas concentran alrededor de 36% de esta relocalización de empresas a diferencia del centro y sur del país con 27%.

Las mismas empresas destacan que tanto las tensiones comerciales con China y las reglas de origen han sido los factores de poder que han permitido acrecentar mayor inversión en este último año a pesar de las malas vibras del gobierno en turno de la 4T.

Acá si cabe el dicho Si no ayudan que no estorben y, por el contrario, se enfoquen en fortalecer con infraestructura y seguridad nuestra cercanía con los mercados del norte buscando acrecentar las cadenas de valor y el libre comercio.

Ojalá, más pronto que después, nos informen tanto la Secretaria de Economía nacional como la estatal cómo andamos en esta materia; más aún cómo aprovechar el impulso de la producción de semiconductores, ventana de oportunidad que necesitamos valorar en su justa dimensión acá en Sonora.

Entiendo que no todo estriba en la industria manufacturera que goza de amplias ventajas; empero, lo reitero, sin descuidar todo lo que falta por hacer en cuanto a la inseguridad no se diga al costo creciente de insumos como la energía y el transporte.

Ciertamente hay mucho por hacer en cuanto a infraestructura en general, tanto en puertos como en carreteras y aduanas, aunque no hay que dejar de lado y mucho menos despreciar rubros como la educación, la salud y la ciencia y tecnología.

Esperemos que se logre mayor inversión pública y privada para todo el país en estos años que le restan a la presente administración, que deberá invertir en proyectos rentables y viables que se traduzcan en efecto multiplicador de todas y cada una de nuestras regiones.

El nearshoring seguirá siendo una buena estrategia para que empresas transfieran su producción a México y nuestra frontera compartida al igual que las zonas horarias junto con nuestra mano de obra mejor calificada deberán trabajar a nuestro favor en lo que a competitividad se refiere.

Todo esto configura una buena sincronía tanto en tiempos y distancias con la frontera como en materia de rentabilidad. Si se desea optimizar las cadenas productivas y lograr una mayor recuperación de la inversión y el empleo no hay otro camino si queremos recuperar el tiempo perdido.

He dixi.

Deja un comentario

Recomendación de Noticias Recientes

¡NOTICIAS EL INSTANTE!

¡SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER SEMANAL Y MANTENTE AL TANTO DE LAS NOTICIAS DE ÚLTIMO MOMENTO!