Cuídate de la hipertensión, el enemigo silencioso

62
Foto clinicasucre.com.ar

La Secretaría de Salud hace un llamado a la población a cuidar y monitorear su presión arterial debido a que no presenta síntomas cuando se eleva.

En el Hospital General del Estado se atienden en promedio 150 personas al mes por Hipertensión Arterial, predominando el sexo femenino, entre 50 y 60 años, sin embargo, no existe una edad específica en la que se puede presentar este padecimiento y al no presentar síntomas representa un riesgo para la salud, informó Enrique Clausen.

Con motivo del Día Mundial de la Hipertensión, el funcionario estatal señaló que este padecimiento está en el grupo de las enfermedades crónicas que pueden ser asintomáticas y quien la padece se da cuenta ya que presenta complicaciones, por ello es muy importante que las personas conozcan sus valores normales.

Sobre este tema, el médico especialista, Mauricio Beltrán Rascón, jefe del Servicio de Medicina Interna del Hospital General del Estado, comentó que “muchas veces las personas que advierten síntomas, se dan porque han tenido alguna complicación, por ello hay que evitar tener estos episodios”.

Algunos de los factores de riesgo que detonan esta enfermedad son: sedentarismo, mala alimentación, obesidad, consumo desmedido de alcohol y sal, ingesta de alimentos con mucho sodio como pan y snacks.

Por lo tanto, agregó, se debe tener una vida activa, con una alimentación balanceada y saludable son hábitos que se pueden tener para evitar tener problemas de presión.

El especialista señaló que la presión “regular” o adecuada es de 120/80 mg y un límite de 140/90, que igual o mayor a este último valor se considera presión arterial alta.

Por último, el médico internista, detalló que para quienes ya tienen un diagnóstico de Hipertensión Arterial, se realiza un tratamiento farmacológico y no farmacológico, este último, se refiere al estilo de vida saludable que debe llevar el paciente y la visita periódica al especialista para realizar controles, es decir, que deben monitorear su presión arterial de por vida.